martes, 15 de julio de 2008

La momia que tuvo dolor estomacal


Los antiguos mexicanos también padecían úlceras y dolores estomacales, a juzgar por un nuevo descubrimiento en ese país.

Los científicos encontraron restos de H. pylori en las dos momias estudiadas.
Científicos de la Universidad Nacional Autónoma de México descubrieron restos de la bacteria Helicobacter pylori (H. Pylori) en tejido gástrico de momias mexicanas.

Según los investigadores, las momias -de personas que se cree vivieron antes de la llegada de Colón al Nuevo Mundo- muestran que la infección que causa la úlcera estomacal azotó a las poblaciones nativas.

Según señala el estudio publicado en BioMed Central Microbiology, ésta es la primera evidencia de que las infecciones de H. pylori comenzaron hace 700 años en lo que hoy es México.

La infección de la bacteria H. pylori afecta a cerca de 50% de la población humana y entre los infectados un 15% desarrolla úlceras y un 3% cáncer gástrico.

En México, las tasas de cáncer estomacal han aumentado en los últimos años, y la enfermedad se ha convertido en uno de los principales causantes de muerte por cáncer en hombres.


Antiguo organismo

Los científicos sospechaban ya que el H. pylori ha estado presente en la población mexicana desde hace cientos de años.

Pero ahora por primera han podido confirmar sus sospechas.


La H- pylori puede causar úlceras gástricas y cáncer estomacal.
La doctora Yolanda López-Vidal y su equipo del Departamento de Microbiología de la UNAM estudiaron tejido estomacal, de lengua y cerebro de dos cuerpos momificados de forma natural, un niño y un hombre adulto.

Los investigadores encontraron fragmentos de ADN de la H. pylori en los restos momificados.

La infección gástrica de la H. pylori ocurre cuando la bacteria penetra el recubrimiento del estómago y esto provoca una respuesta inflamatoria local.

Esta inflamación puede conducir al desarrollo de úlceras pépticas y cáncer gástrico.

Bacteria, no chili

Según la doctora López-Vidal "gracias a que pudimos estudiar el tejido estomacal de estas increíbles momias, pudimos llevar a cabo este descubrimiento".

"Nuestros resultados muestran que las infecciones de H. pylori ocurrieron alrededor del año 1350 en el área que hoy conocemos como México".